Recomendaciones en vivienda barata

miércoles, 4 de julio de 2018

¿Qué hay que hacer para cancelar un seguro de hogar?

Cancelar un seguro de hogar
Generalmente todos los seguros tienen una duración básica de un año, después de pasado este periodo, aunque esto no haya sido previamente acordado entre el contratante y la compañía, el seguro se renovará automáticamente. En el caso contrario, bien porque la empresa haya resuelto finalizar el contrato, o bien porque lo haya decidido unilateralmente el propietario del bien inmueble, la solicitud de cancelación deberá realizarse con dos meses de anticipación al vencimiento de la póliza.

Lo primero que debemos saber como contratantes de un seguro de hogar es que, en caso de que la empresa aseguradora decida subir la prima sin notificarlo previamente, podremos rescindir el contrato en el mismo momento en que se conoce la subida de precio. Si la compañía de seguros llegase a cobrar la prima, está deberá proceder a su devolución una vez que la solicitemos.

Consejos para cancelar un seguro de hogar

Si tomamos la decisión de no renovar nuestro seguro de hogar deberemos:
  • Avisar a nuestra aseguradora con dos meses de antelación al vencimiento del seguro de nuestra decisión de no renovar. Si nos limitamos a dar orden al banco para que devuelva el recibo, la anulación del mismo se produce al cabo de un mes del impago, pero la aseguradora dispondrá de un plazo de seis meses para exigirnos el pago de la prima.
  • Para dejar constancia de nuestra decisión de dar de baja el seguro, deberemos acudir personalmente a la compañía con el escrito por duplicado y quedarnos con una copia sellada, o bien enviar un burofax.

Como dar de baja un seguro de hogar después de vender el inmueble

En caso de que el inmueble sea vendido, en el contrato debe cambiarse también el nombre del titular; por eso, antes de vender la propiedad, deberemos acordar con el comprador que hacer con el seguro y tomar una decisión al respecto. Lo mejor para quien vende la propiedad es que el comprador continúe con el contrato de seguro y añadir el precio del seguro, prorrateado hasta la fecha de su vencimiento, al valor total de la casa.

Una vez realizada la venta del inmueble, el asegurado dispone de 15 días para comunicárselo a la aseguradora, y si la compañía decidiese no aceptar al nuevo propietario, ésta deberá informar a su asegurado de que quiere anular la póliza y pagarle por la parte de la prima no consumida.

Si el comprador no quisiese seguir con nuestro seguro, entonces lo que deberemos hacer es negociar con nuestra aseguradora para intentar que la prima no consumida se pueda utilizar en otro seguro.

Finiquitos tras un incendio

En caso, Dios no lo quiera, de que nuestra casa sufra un siniestro total, como quedar calcinada después de un incendio, debemos saber que al firmar el finiquito por el que se acepta la indemnización, también estaremos aceptando la cancelación de la póliza del seguro de hogar correspondiente, así como la renuncia a posibles reclamaciones posteriores por el siniestro que ha sido indemnizado.

IMPORTANTE: nunca deberemos firmar un finiquito antes de recibir la indemnización correspondiente, podríamos estar renunciando, sin saberlo, a toda una serie de derechos.

Cláusulas abusivas en los seguros de hogar

Algunos contratos de seguro pueden contener cláusulas en sus contratos que permiten que las aseguradoras, después de un siniestro, puedan rescindir el seguro. Sin embargo el Tribunal Supremo consideró esta cláusula como abusiva, puesto que de esta manera todas las compañías de seguro podrían rescindir aquellos contratos que considerarán un perjuicio para sus intereses económicos.

En la actualidad, si una empresa aseguradora desea cancelar un contrato de seguro de hogar, deberá esperar hasta el vencimiento de la póliza y comunicárselo por escrito, con dos meses de antelación a dicha fecha, al contratante de dicho servicio.

0 comentarios:

Otras opciones en promotoras inmobiliarias